¿Qué es lo realmente importante?

El país se ha parado. Hemos dejado de trabajar, de consumir, de contaminar… y por primera vez, nos hemos permitido estar con nosotros mismos. Y en este momento, cuando no existían las distracciones, cuando el tiempo se paró y todo se quedó en silencio, es cuando nos dimos cuenta de a quién echamos de menos, qué nos apetece hacer realmente, qué anhelamos, qué soñamos; en definitiva, qué es lo realmente importante. 

Ahora toca volver a una normalidad que nada tiene de normal y de nosotros depende el volver a engancharnos a la rutina y olvidar todo lo aprendido, o por el contrario, hacernos responsables de lo que somos y lo que queremos para construir entre todos una nueva realidad, más amable, más humana. El cambio está en nosotros.

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.